Por norma general, los seguros de decesos suelen incluir la cobertura de traslado y repatriación, esto quiere decir que si una persona fallece fuera de su país, el seguro correrá con los gastos de traslado y repatriación del cuerpo. Esto es algo muy a tener en cuenta, sobre todo si eres un inmigrante viviendo en el